tecnología en rr.hh, ¿por dónde empezar?

Actualmente, las empresas están viviendo un momento de crecimiento e innovación tecnológica sin precedentes. La tecnología aplicada en el ámbito de los recursos humanos, en particular, está evolucionando más rápido que nunca, ofreciendo una gama cada vez más diversa de soluciones y herramientas para administrar, comprometer y optimizar la fuerza laboral.

Desde el análisis de los datos curriculares de una persona y la gestión de nómina en la nube, hasta softwares de seguimiento de solicitantes y la Inteligencia Artificial, la amplia gama de tecnologías disponibles pone a los gerentes de recursos humanos en una posición estratégica, pero también complicada.

Y es que el proceso de identificación de las herramientas adecuadas para una empresa no es necesariamente fácil. ¿Cómo determinar cómo se beneficiaría más de la innovación y qué inversiones son las que tienen más probabilidades de traer retorno?

Aquí hay algunos pasos clave que pueden simplificar el trabajo de tomar estas decisiones:

Identificar los "paint" del negocio.
Una de las razones más poderosas para invertir en nuevas tecnologías es ofrecer mejoras de rendimiento donde más se necesitan. Para esto, hay que comenzar identificando los puntos más problemáticos para la organización, ya sea se trate de barreras para incrementar la productividad en ciertos equipos, preguntas sobre la efectividad del desarrollo del talento o dificultades para encontrar los candidatos adecuados.

Teniendo una idea clara de dónde la empresa puede realizar mejoras valiosas, estarás en una posición más sólida para tomar decisiones de compra informadas y específicas que brinden un claro retorno de la inversión (ROI).

Pregunta a la gente qué es lo que realmente necesitan.
Las personas dentro de una organización, y particularmente en el equipo de recursos humanos, son una fuente invaluable de información respecto dónde se encuentran las mayores ineficiencias y se necesita las principales mejoras.

Se debe alentar a los empleados a compartir sus opiniones sobre las tecnologías que creen que serían más beneficiosas para la empresa y que les ayudarían a hacer más eficiente su trabajo. Si bien no será posible cumplir con todas las solicitudes, la retroalimentación podría resaltar áreas comunes en las cuales todos estén de acuerdo en que invertir sería ventajoso.

Aprender de las experiencias de los demás.
Estudiar a la competencia puede ser un elemento clave en el éxito de un negocio. Es importante conocer bien a los competidores para tener una idea clara de la amenaza que representan para la organización, pero también para aprender de los momentos en que han experimentado éxitos y fracasos.

Además de examinar los factores centrales, como las ofertas de productos o servicios, los precios, el posicionamiento en el mercado y las estrategias de marketing, es importante averiguar todo sobre cómo han ejecutado sus inversiones en tecnología y los beneficios que lograron.

De todas formas, es crucial planificar las implementaciones en tecnología de recursos humanos según los objetivos, desafíos y requisitos específicos de la empresa, ya que las experiencias recientes o pasadas de otras compañías no ofrecen ninguna garantía de lo que podría suceder en el futuro. Sin embargo, hay mucho que ganar si se investiga cómo han funcionado las tecnologías para otras firmas y si podrían ser beneficiosas.

Considerar cómo las nuevas tecnologías impactarán a la empresa
Hacer cambios importantes en este sentido podría tener un impacto significativo en la naturaleza del negocio y en cómo funciona. Antes de comprometerse con una inversión, hay que estar seguro de que toda la organización, desde los tomadores de decisiones hasta los empleados más nuevos, están al tanto de los próximos pasos y de su implicancia.

Uno de los ejemplos más claros es la inteligencia artificial, un área de innovación que en última instancia podría transformar los procesos centrales, como la adquisición de talento y la selección de candidatos.

Antes de comprometerse a realizar grandes inversiones allí, es necesario comprobar que la fuerza laboral está preparada y que existen las iniciativas de capacitación y desarrollo de habilidades requeridas para ayudar a los trabajadores a poner en práctica su experiencia en esta era de rápido movimiento.

Al evaluar el potencial de la tecnología en los diferentes campos de acción de los recursos humanos, hay que tener en cuenta la naturaleza única de la organización y su fuerza laboral. Así, se puede lograr el mejor retorno de la inversión y asegurarse de que la compañía esté preparada para el futuro.

¿quieres más información sobre alguno de nuestros servicios?

< volver a la página anterior

Comentarios

Aún no se han publicado comentarios.

escribe un comentario

  1.  
envíe su comentario