Randstad employer brand photo, internal, people, consultants, branch, branches
Randstad employer brand photo, internal, people, consultants, branch, branches
   

¿Por qué es importante que implementes una estrategia de remuneración y beneficios competitiva? Primero, porque hoy, en un mundo post pandemia donde la fuerza laboral está en el asiento del piloto, sumado a una escasez de mano de obra a nivel mundial, los trabajadores quieren ser compensados adecuadamente por su trabajo. Esa es su principal motivación. De hecho, en Chile, un estudio de IPSOS y Sura reveló que percibir una renta justa es uno de los principales aspectos que los trabajadores asocian con el bienestar.

Por otra parte, el pago de sueldos y beneficios ocupan gran parte del presupuesto. Para la mayoría de las empresas, el costo de la mano de obra fluctúa entre un 15% y un 30% del total de sus gastos y este porcentaje puede llegar a ser aún más alto en algunas industrias. Por este motivo, es importante crear una estrategia salarial adecuada, competitiva y sostenible. 

Desarrollar una estrategia requiere planificación y decisiones inteligentes para elegir cuidadosamente los beneficios que se incluirán dentro de las compensaciones no salariales como seguro de salud, vacaciones extras, convenios con gimnasios, etc. Para esto, debes conocer previamente cómo son las personas que trabajan contigo, rango etáreo, necesidades, ambiciones y desafíos. Entender el impacto de estas decisiones en tu empresa y en tu fuerza laboral, puede ayudarte a desarrollar una estrategia de personas sólida, de largo plazo, generando estabilidad, seguridad, diferenciación y sentido de pertenencia que, por defecto,  permita cumplir con los objetivos financieros y comerciales. 

Beneficios de una estrategia salarial

Hace más competitiva a tu empresa:

Tener una buena estrategia salarial le da a tu negocio un ángulo competitivo al asegurar que la renta y los beneficios son atractivos para el talento que necesitas. Resaltar estos beneficios en tus ofertas de empleo y en tus publicaciones corporativas aumenta el potencial de tu empresa para atraer el mejor talento a través de una marca empleadora sólida y competitiva. 

Construye lealtad:

En un estudio reciente, el 60% de los trabajadores que perciben preocupación por su bienestar por parte de su empleador, declaran que planean quedarse en esa organización al menos dos o tres años. Ofrecer beneficios atractivos y una renta competitiva construye lealtad en el tiempo, además de mejorar las tasas de retención del talento.

Aumento de la productividad:

Las estadísticas muestran que los trabajadores son un 13% más productivos cuando están contentos en su trabajo. Crear una estrategia salarial enfocada en el bienestar físico, mental y financiero de tus colaboradores, aumentará no sólo la lealtad, sino que también la productividad.

La Comisión Nacional de Productividad en enero de 2022 indica que la ésta aumentó entre 7,4% y 8,7% en 2021, lo que es bastante atípico considerando que en la última década este indicador había presentado una tendencia negativa. Este cambio se explica, entre otros factores, por el modelo de teletrabajo implementado durante la pandemia, el que permite a los trabajadores equilibrar el trabajo y su vida personal de mejor manera, lo que evidentemente aumentó la productividad.

El enfoque correcto

Para desarrollar una buena estrategia, primero debes definir qué rol asumirá tu empresa en la industria:

Líder del mercado: Esta es una estrategia agresiva, donde los empleadores deciden ofrecer rentas por sobre el promedio de la industria. Tomar este enfoque te ayuda a ser más competitivo y a adquirir el talento que necesitas más fácilmente. El lado negativo es que esto aumentará tus costos. Si puedes avanzar con esta estrategia, puedes medir el costo beneficio en ventas, productividad, satisfacción, entre otros indicadores y tomar las decisiones más adecuadas.

Rezagado: Este enfoque apunta a ofrecer sueldos más bajos que el promedio. Es una práctica común de las fundaciones sin fines de lucro o empresas con una situación financiera compleja para atraer trabajadores interesados en contribuir a la sociedad con su trabajo. El riesgo es que te sea muy difícil encontrar colaboradores y mantenerlos en sus cargos. Beneficios adicionales, como horario flexible y días extra de descanso, son fundamentales para hacer más atractivas estas ofertas de trabajo y poder compensar la otra arista.

Promedio del mercado: Esta es la estrategia más común y consiste en ofrecer rentas de acuerdo al promedio del mercado. Elegir este enfoque te permite ser competitivo sin exceder tu presupuesto. Tienes que implementar estrategias que te permitan competir con el modelo número 

Considera qué tipo de empresa puedes y quieres ser, cuánto quieres diferenciarte de la competencia y cuánto de tu presupuesto puedes invertir.

¿Cómo calcular la renta y los beneficios?

El primer paso para calcular la renta de tus trabajadores es establecer un rango para cada puesto. Es buena idea basar los rangos salariales en los estándares de la industria. La mayoría de los empleadores utilizan encuestas salariales detalladas para identificar las rentas promedio de sus respectivos sectores.

Una vez que se establece un rango salarial, los equipos de recursos humanos deben determinar dónde se encuentra el pago específico para cada cargo dentro del rango salarial. Por lo general, se consideran factores como carga de trabajo, años de experiencia y calificaciones requeridas para tomar esta determinación.

Los beneficios corporativos son un poco más difíciles de calcular, pero no imposible. La recomendación es cuantificarlos, ya que así generas una estrategia de compensación más atractiva y la comunicas cada vez que se pueda. Sobre todo cuando estás en un enfoque de Rezagado o Promedio de Mercado. Una buena idea de cuantificar el “salario emocional” es llevarlo a “rentas brutas mensuales”, así tu personal puede fácilmente identificar cuánto más está percibiendo.

En síntesis, ofrecer una renta competitiva es y seguirá siendo un factor decisivo para atraer y retener el talento. Sin embargo, hay muchos otros beneficios que puedes implementar sin aumentar tus costos. Para ayudarte con este proceso, creamos una lista con los 10 principales beneficios que te ayudarán a hacer más competitiva a tu empresa como marca empleadora.