El invierno aumenta en 12% el número de oportunidades de trabajo temporal

Llega julio y con éste arriba el periodo del año en que más crece el número de licencias médicas producto de las enfermedades respiratorias, lo que sumado a las bajas de personal por vacaciones de invierno, disparan la demanda de trabajadores temporales por la necesidad que tienen las empresas de cubrir las vacantes estacionales.

Así, de acuerdo a la Encuesta de Servicios Transitorios 2018 de la consultora de Recursos Humanos Randstad , las solicitudes por este tipo de contratación aumentan un 12% en junio, julio y agosto, alcanzando 17% durante estos meses, versus 4,6% en mayo.

Al respecto, Maribel Pérez, directora de staffing & outsourcing de Randstad, señala que “los Servicios Transitorios son una herramienta que da flexibilidad a las compañías, ya que pueden contar con el personal necesario durante periodos críticos, como el invierno, y de esta forma adaptar su estructura según las necesidades cambiantes del mercado.

En este punto, vale la pena mencionar que el plazo de contrato permitido es de hasta 180 días en las causales más extensas, sin embargo cuando hay que cubrir vacantes por licencias médicas y/o vacaciones, precisamente la razón más potente por la cual las organizaciones demandan personal temporal en esta época del año; la ley admite dar cobertura por el periodo completo, favoreciendo la continuidad de las labores sin generar perjuicios por ausencias de la dotación permanente”. 

La ejecutiva añade que, a pesar de los avances que representa este tipo de contratación para las empresas, existe gran desconocimiento sobre el tema. De hecho, “solo un 60% de los encuestados afirma conocer los Servicios Transitorios y, de este porcentaje, únicamente un 18% declara tener máximo dominio de esta solución y sus beneficios”, sostiene. De acuerdo a la directora de la multinacional, este escenario no es para nada favorable sobre todo considerando que de acuerdo a cifras de la Subsecretaría del Trabajo, la tasa de desempleo juvenil en Chile es tres puntos porcentuales más alta que la de los países desarrollados y justamente esta modalidad de contratación es altamente beneficiosa para este grupo.

“Permite a los jóvenes tener los primeros acercamientos con las compañías y desarrollar habilidades blandas, competencias que sin duda son un valor diferencial a la hora de conseguir posteriormente un empleo estable. De igual forma, pueden ir ganando especialización en un rubro determinado y tener la opción de mostrar su desempeño en diversas organizaciones en las cuales puede existir la opción de un contrato indefinido”, dice.

Por otro lado, de acuerdo al mismo estudio, el principal beneficio de los Servicios Transitorios mencionado por los participantes es la posibilidad de transformar costos fijos en variables, puesto a que se invierten recursos adicionales solo en base a las necesidades reales de trabajo, con 35%; en segunda posición se encuentra el ahorro de tiempo que implica para el equipo de RR.HH al no tener que realizar la selección y reclutamiento de trabajadores temporales, con 21%; mientras que en tercer lugar se posiciona la baja en los costos en general, ya que las empresas no tienen que incurrir en gastos de contratación, de fuero maternal, de pago de remuneraciones ni de desvinculación de personal, con 15% de las menciones. 

En cuanto a los perfiles más contratados por Servicios Transitorios están los administrativos generales, con 16%; seguidos por operarios, con 14%; luego por bodegueros, con 11%; finalizando con analistas y especialistas, con 10%. Por otra parte, las posiciones menos demandadas por esta modalidad son asistentes de gerencia bilingües, con 0,8%, encargados de sala/sección (retail), con un 1,3%; seguidos por conductores y supervisores, ambos con 3%; finalizando con ejecutivos de venta (4%).

La directora de la multinacional explica que estos resultados se deben principalmente a que “los cargos administrativos, así como los analistas y especialistas, realizan funciones que no pueden descontinuarse, como pago a proveedores y empleados, labores de cobranzas, control comercial y financiero, entre otras, es decir, prestan un apoyo imprescindible al negocio. En tanto, industrias como retail y logística, deben fortalecer su dotación en periodos de alta demanda para poder seguir entregando un servicio de calidad al cliente final”.

Respecto a las principales razones para contratar personal temporal, la primera posición la ocupa los aumentos ocasionales de actividad de la empresa, con 28%; en segundo lugar las licencias médicas y reemplazo por vacaciones, con 24%; en tercera ubicación está la realización de proyectos nuevos y específicos, con 19%; posteriormente los trabajos urgentes, precisos e impostergables, con 12%; mientras que las motivos con menor demanda, son utilizar este tipo de contratación como fuente de reclutamiento para luego internalizar, con 9%; luego por eventos extraordinarios, como organización de conferencias y ferias, con 7%; y finalmente por período de inicio de actividades en empresas nuevas, con 1%.

Nota Diario Financiero, 25 de julio de 2018.-